A VOLAR!!!!

Mi experiencia en Paracaída.
Las primeras palabras que se me vinieron a la cabeza cuando Marcelo Alvarez ( Tvn, Expedición América)  me contó de este desafío  fueron  ansiedad e incertidumbre. 
Ansiedad, por que apenas me estaba contando quería saltar al vacío. Yihaaa!!. Obvio. Que me habían dicho, Chispita.com. E Incertidumbre, por que era algo completamente desconocido para mi hasta ese momento. Debo reconocer que también se me cruzó por la cabeza lo peor.
Me acuerdo que llegamos un día sábado, el mes no me acuerdo, pero hacia calor. Nos fuimos en mi auto escuchando buena música y  hablando de lo que haríamos en Expedición América. Total habían 45 minutos hasta llegar a Melipilla.
Creo haberme sentido  nerviosa, pero ni comparado a lo  que  sentí cuando estaba al borde de esa avioneta. OMG.  
Soy una mujer sin miedos la verdad. Hago lo que sea. Amo la adrenalina, la aventura y amo volar. Jamás he sentido miedo en un avión, por ejemplo. Me he lanzado al vacío en  Bungee a 70 metros de altura, y he volado en Treik, Parapente y Alas Delta. Pensé un momento y dije, como no voy a hacer semejante locura para contar que las he hecho todas? TATE! 
Para llegar a SkyDiveAndes, deben tomar la ruta 78. Salirse en el peaje El Paico- Chiñigue. Avanzan 300 metros hasta que se topen con el camino antiguo de Melipilla, -Ya saben el dicho-.Doblan a la izquierda y avanzan 7 kilometros hasta topar con un camino de tierra. Sigan las indicaciones de los carteles que indican PARACAÍDISMO.
El lugar es maravilloso, áreas verdes por todos lados, uno que otro árbol, como para meterle onda al lugar y un Centro de Operaciones tremendamente profesional. Además una pequeña cafetería con alguna que otra cosa para comer. Yo no comí, por que tenía la guata más apretada que mano de trapecista.
 Me presentaron a Julio. Julito, Julio Muñoz. El dueño y artífice de este proyecto. Me dieron la charla de seguridad, me tomé un café ( que no terminé) y me fui a equipar. Julio es encantador, está loco. Julito es el hombre que hizo noticia hace años por 2 cosas. Saltar desde la azotea del Costanera Center, cuando éste todavía estaba en construcción. Y dos. Por que hizo una tremenda locura. Se lanzó al vacío en una moto en la Cordillera de los Andes sólo con su paracaídas. uffff.
Sentí que estaba en las mejores manos. Lo único que podría recomendarles para que se atrevan a tirarse en paracaídas es eso. Atrevanse. No se arrepentirán. Julio Muñoz y su equipo hicieron todo. Yo sólo tuve las ganas. Además que es él quien se lanza desde las alturas. No yo. Yo sólo voy pegada a él. Como un siamés.
Es una experiencia inolvidable. Lo prometo. Bastante inexplicable. Fueron muchas sensaciones juntas las que experimenté. Nervios, adrenalina, miedo, ganas, no sé. Pero  lo haría de nuevo con este tremendo equipo. Sin dudarlo un segundo. Esta experiencia maravillosa y que deben hacer por lo menos una vez en la vida cuesta $130.000 una ganga pensando en que tu vida vale mucho más que eso, o no?
Existen otras empresas que ofrecen este servicio. Pero para mi es esta   SkyDiveAndes . No hay otra!
Les dejo mi video que vale más que mil palabras.


Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s